Con hambre y sin pisto

notascuxg_abril_conhambre

No hay dinero para comprar medicinas en los hospitales, libros y escritorios a los niños en las escuelas, arreglar carreteras y el Aeropuerto La Aurora es un desastre.

Es un anuncio que le viene de perlas al Gobierno, con la diferencia de que pasa penas porque quiere. No hay dinero para comprar medicinas en los hospitales, libros y escritorios a los niños en las escuelas, arreglar carreteras y el Aeropuerto La Aurora es un desastre, sin preocuparse de darle una mano de gato antes de que baje de categoría y lo declaren el peor del mundo. En verano es un calor de película y en invierno sin avisar las goteras acarician la cabeza del viajero pelón o peludo, surgiendo la pregunta: ¿Quién se clavó los millones destinados a renovarlo y convertirlo en el mejor del área para algunos listos? Por lo que se ve, al paso que vamos la corrupción tiene los siglos contados. En la época de tata Lapo pensaban que los gobernantes eran ungidos por los dioses al hacer y deshacer a su antojo, el cuento no es cierto pero al menos no fueron ladrones y tenían buen gusto, de lo contrario no existiría la avenida de La Reforma y monumentos importantes, sin olvidar el Palacio Nacional que urge restaurarlo. A los políticos pico de oro no les pasó por la mente ni a la fuerza, dejar obra perdurable para orgullo de las diferentes generaciones, el mérito del Centro Cultural Miguel Ángel Asturias no les pertenece. Ni edificios han construido para albergar a los burócratas dispersos por todos lados pagando rentas elevadas, menos un bonito Parque Nacional.

Los inquilinos del Palacio creen desde hace rato que gobernar es solo cobrar impuestos, pagar sueldos a los empleados, hablar babosadas en la tele, viajar, bailar la raspa o la conga, hacer negocios turbios y volverse millonarios. Sin saber qué hacer, el poder se les desliza en las manos como el agua sin recogerlo del suelo, por dicha la CICIG y el MP interrumpieron el sueño de verano de una bola de perdularios metiéndolos al bote y en lista de espera hay varios haciéndose los locos pero les va a caer la viga: No lo duden. Otros que no quieren aprender la lección ni van a cambiar nunca son los diputados, por lo que antes de sacarlos a tetuntazo limpio, es mejor analizar la opción de modernizar el sistema democrático y sustituir el Organismo Legislativo creando un mecanismo para legislar sin afectar los intereses del pópulo, sacudiéndose esa gavilla que representa intereses personales y los de sus padrinos mafiosos. Con el avance tecnológico es posible hacer una consulta directa a los ciudadanos sin intermediarios, permitiendo poner en vigor leyes de beneficio social con legitimidad. No faltarán los amantes de los formalismos que se opongan a morir, de eso viven, pero hay que evaluar la posibilidad sin más trámite, antes de que sea tarde y entre la noche.

Para captar recursos deben subastar la llamada frecuencia o banda 4G –cuarta generación– que no han realizado, sin justificarlo. En México las empresas telefónicas pagaron US$12 mil millones de regalías y en proporción aquí deberían pagar unos US$1,200, la ley de telecomunicaciones implementada por Peña Nieto hay que analizarla, adoptarla y adaptarla a nuestra realidad, conversando con los operadores locales. El señor Slim demostró ser un empresario moderno y sensato al no oponerse a una regulación innovadora, dejando de controlar el 70 por ciento del mercado de telefonía fija y el 75 por ciento de la móvil, pagando impuestos sin evadirlos ni pedir la famosa elusión fiscal, contribuyendo a que el Estado mexicano cumpla sus obligaciones sociales. Si el Gobierno tiene voluntad política y hace una reforma tributaria adoptando el sistema vigente en EE. UU. la crisis se soluciona. Si pagan impuestos con gusto donde el tío Samuel, deben pagar lo mismo aquí, metiendo al tambo a los evasores. Es tiempo de cazar al zorro y dejar de pensar que la intensidad del calor se mide por la gravedad de los pecados cometidos y no por el niño que anda suelto.

Publicado por www.elperiodico.com.gt el 19 de Abril 2016 por Amílcar Álvarez
http://elperiodico.com.gt/2016/04/19/opinion/con-hambre-y-sin-pisto/

No Responses

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *